domingo, 1 de mayo de 2011

Llegó la tarde

.
(Segundo poema dedicado a Milagros)
.






Foto: jose rasero

Llegó la tarde
caliente de verano,
encontrarte
como una sonrisa
que brota de un sueño.
Cierro los ojos
y veo sin dolor
tu cuerpo frente al mar:
pleno, alegre, puro
como una flor de las dunas.


A Milagros,
por su cumpleaños.
.
.

6 comentarios:

  1. Precioso poema y maravillosa foto.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Precioso y sencillo poema.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Eso es un regalo...

    ResponderEliminar
  4. El leer estos poemas me hace reconciliarme con la vida.....

    ResponderEliminar
  5. ¡Qué maravilla de lectores tiene este espacio!

    ResponderEliminar